ARTÍCULOS

  • Fernando Hernández Q.

The Boeing Company, 106 años de vuelo empresarial


En nuestro artículo anterior hablábamos de la empresa más antigua en la historia, una constructora Japonesa llamada Kongō Gumi, con 1.444 años de vida empresarial continúa, mencionábamos que tan solo 15 otras empresas, superan el milenio en funcionamiento, cerca a 10.000 empresas superan los 200 años y algunos miles mas superan los 100 años. En este último grupo está nuestra invitada de esta semana, con 106 años de vuelo empresarial continuo.


Relevancia, creación, investigación, innovacion, imaginación, calidad, retos, profesionalismo, tesón, tecnología, éxitos, fracasos, constancia, flexibilidad, sueños, competitividad, adaptabilidad y responsabilidad; son calificativos que perfectamente aplican a una de las más importantes y legendarias empresas del mundo.


The Boeing Company, que usó como su primer nombre “Pacific Aero Products Company”, y que luego tomó el apellido de su fundador, fue fundada por William Edward Boeing, el 15 de Julio de 1916 en Everest, Washington, Estados Unidos, cumplirá en pocos días sus 106 años de vuelo continuo. Esa edad necesariamente significa haber superado y continuado en el negocio, a pesar de crisis empresariales y económicas, pandemias, guerras, cambios tecnológicos, cambios de ideologías políticas, terrorismo, fenómenos naturales, y una alta competencia. Lo cual habla muy bien de la empresa. La compañía se encuentra en el sector de transporte aéreo de pasajeros y carga, defensa, municiones, seguridad, sistemas aeroespaciales y servicios informáticos.


Su historia está ligada a la historia de la aviación en US, en la cual se destacan 5 nombres principalmente. Los Hermanos Wright, quienes fueron los primeros en volar; están también, Bill Boeing, Donald Douglas, James McDonell, quienes son famosos por las legendarias empresas que constituyó cada uno y James Kindelberger, quien reconvirtió exitosamente en su época la empresa conocida como North American Aviation. En 1.996, Las empresas Douglas y McDonell se fusionaron y En 1997, Boeing llega a un acuerdo con McDonnell Douglas para realizar otra fusión. Este negocio superó los $13.300 millones de dólares, y permitió la creación de un gigante de la industria aeroespacial que controlaría el 60% de la producción mundial de aviones comerciales de gran tamaño, dando como resultado una gran empresa llamada: The Boeing Company.


Curiosamente los pioneros de la aviación; Douglas, Boeing, McDonnell y Kindelberger, estuvieron unidos o bien como empleados o bien en la escuela de aviación de Glendale Martin uno de los fundadores de la muy conocida empresa de aviación Lockheed Martin. Este círculo de enamorados de la aviación hicieron de este sector uno de los grandes de la industria mundial y

del desarrollo de la humanidad.


Las dos guerras mundiales han marcado una gran huella en Boeing, dado que las necesidades del gobierno americano de poseer aviones de combate, ayudó al crecimiento de esta empresa. En la Primera Guerra Mundial en 1917, la empresa logró una venta de 56 aeronaves a la marina de su país de modelos C y 2, y esto le permitió expandirse con su nuevo nombre “The Boeing Airplane Company”. Al término de la primera guerra mundial los pedidos disminuyen y la empresa se ve obligada por un tiempo a fabricar muebles como cómodas, tocadores, camas y mesas de noche.


Es el 1920, las fuerzas armadas norteamericanas se deciden a tener su propia fuerza aérea, pidiéndole a Boeing la fabricación de 10 unidades del primer bombardero diseñado por la fuerza militar llamado GAX (Ground Attack Experimental), posteriormente recibió pedidos de un biplano llamada GA-2. Así logró reiniciar completamente su producción de aviones, dejando la fabricación de muebles. Posteriormente fabricó hidroaviones, aviones de combate y aviones de correo, obteniendo una posición de liderazgo en el mercado.


Boeing está ligada a la creación de la aviación comercial al lograr realizar el primer vuelo comercial el 1 de julio de 1927, entre Chicago y San Francisco, con un tiempo de vuelo de 23 horas, con el modelo 40A de su producción. Es con esto y la integración de otras empresas liderada por Boeing, que nace United Airline. Posteriormente y con el crecimiento de la aviación comercial, Boeing produce el modelo 80 con capacidad para 12 pasajeros, luego el 80A con azafata y otras comodidades como sillas de cuero, luz de lectura, agua fría y caliente, facilidades que se volvieron comunes en los nuevos aviones.


Viene la corta unión de dos importantes empresas: Boeing y Pratt & Whitney, esta última productora de motores de aviación, naciendo la empresa: “United Aircraft and Transport Company”, sin embargo y debido al cambio de legislación de 1934, en la cual se prohibió que un constructor de aviones o motores tuviera nexos con empresas de aviación comerciales, la fusión se desmontó y se crearon 3 empresas que aún hoy siguen existiendo: United Airlines, Pratt & Witney y Boeing.


La segunda guerra mundial y el ingreso a esta por parte de Estados Unidos, dio múltiples posibilidades a todos los involucrados en el negocio de aviación. De hecho trabajaron en grupo, donde los diseños de uno eran producidos por todos. Esto llevó a que Boeing produjese 380 bombarderos bimotor A-20 Havoc, diseñado por Douglas y producido por Douglas, Boeing, y Nort American.


Boeing diseñó y produjo bajo su propio riesgo el B-17 Flying Fortress, que terminó siendo el avión más memorable de la Segunda Guerra Mundial. De este avión se entregaron 12.000 unidades. Otros modelos como el B-517 y el B-29 superfortress, llegaron a 4.000 unidades de producción. Del célebre B-25 Mitchell (Doolittle) se produjeron 11.400 unidades por parte de North American. En 1952, Boeing diseñó y sacó al mercado al famoso bombardero B-52 Stratofortress, el cual aún hoy continúa surcando los cielos como una fortaleza nuclear disuasiva. En la actualidad Boeing es el subcontratista principal del B-2 Spirit, conocido como el “Bombardero Invisible” fabricado por Northrop Grumman.


Otro de los célebres diseños es el Boeing 707, de muy larga vida y múltiples usos y versiones, fue utilizado en transporte de pasajeros, carga, personalidades y uso militar. El primer vuelo se realizó en diciembre de 1957 y su producción de la versión comercial terminó en 1978, y de la versión militar en 1991, llegando a superar los 1.010 aviones producidos. Aún permanecen en el aire versiones de carga y personalidades. Posteriormente, se diseñó el Boeing 727, como necesidad de eficiencia por parte de las aerolíneas de pasajeros, para vuelos de corto y mediano alcance. Este avión también fue un gran éxito por su versatilidad.


Otro de los diseños de gran impacto, fue el Boeing 747, más conocido como el Jumbo y considerado uno, sino el mejor, diseño de avión, en la historia de la aviación, no solo por su elegancia y gran alcance, también por su eficiencia y comodidad a bordo. El Jumbo con su capacidad entre 250 y 560 pasajeros, cambió el mito de que volar era un lujo, al reducir el costo por pasajero en el 30%. Aún en el 2016 continuaba su producción. Posteriormente llegaron los modelos 757 (reemplazo del 727) y el 767 para vuelos de largo alcance. El Boeing 777 representó en 1.995 un éxito comercial y una gran avance para los aviones bimotores de largo alcance. Muchos otros diseños y tipos de aviones y helicópteros, tanto comerciales, transporte y militares, con mayor y menor existo, fueron desarrollados por la compañía, logrando en el tiempo su consolidación.


Boeing está organizada en 5 divisiones, de las cuales son 2 fundamentales: Boeing Comercial Airplanes (BCA), y Boeing Defense, Space & Security (BDS). Y 3 áreas de apoyo a las dos anteriores, llamadas: Boeing Capital Corporacion (BCC), Boeing Engineering, Operaviones & Tecnology (BEOT), y Boeing Shared Services Group (BSG).


La compañía llegó a tener en todo el mundo más de 160.000 empleados, en el 2016 cuando cumplió sus 100 años, pero ha reducido este número a 130.000 en la actualidad, al enfrentar la crisis de la pandemia y de su modelo 737 Max, mantiene operaciones en 150 países, produce en forma directa o a travez de terceros, partes y accesorios a nivel global y tiene 3 fabricas de producción de aviación comercial, una en Everett y otra en Renton. Washington, un tercero llamado Boeing Charleston en Carolina del Sur. Y uno de alistamiento en Boeing Field en Seattle. Washington.


Por su lado, la fabricación de aviones y helicópteros militares debido a sus múltiples proveedores, absorciones de otras fábricas, etc, es más compleja pero mayormente se encuentra en los estados de Arizona, Pensilvania, Misuri, Georgia, y California. Los componentes aeroespaciales se producen en California, Alabama, Luisiana, Florida, Misuri, y Texas. El Headquaters de la compañía de encuentra en Chicago. Illinois.


Boeing ha enfrentado duramente, como la mayoría de empresas del mundo, sus últimos 3 años, debido principalmente a la crisis generada por su modelo 737 Max (Parados en tierra por 20 meses tras sufrir dos accidentes fatales por un fallo técnico, en menos de 6 meses, y con un costo de US$20.000 millones de dólares) y posteriormente la pandemia del COVID 19, que paró los sectores de turismo y ocio.


Boeing arrojo un récord histórico de pérdidas por US$11.940 millones de dólares, en el 2020. En el 2021 aunque redujo sus pérdidas en un 65%, estas fueron de US$4.202 millones. En este año ha perdido en el primer trimestre US$1.452 millones. Sin embargo, superadas ambas crisis y con licencia para poner a funcionar sus 737 Max,, la compañía se prepara para dejar atrás su malos años y liderar nuevamente el mercado, tarea difícil pero no imposible, ante su gran rival europea “Airbus”. Para lo anterior ha debido reprogramar la entrega de su modelo B-777-9, está reestructurando la producción de sus diferentes modelos comerciales e incluyendo en ellos mayor capacidad y otras ventajas para así lograr una mayor aceptación del mercado.


Su división militar también ha tenido que reajustar sus tiempos y presupuestos, dado los problemas de abastecimiento de la cadena de suministros a nivel global. Así mismo, se están reprogramando los tiempos en los nuevos diseños de aeronaves, para sus futuros lanzamientos al mercado. Cómo es el caso de los dos aviones “Air Force One” pedidos por la presidencia de los Estados Unidos.


Todos estos cambios en diseño, programación de producción y sus costos paralelos, son parte de los ajustes necesarios para que la compañía regrese a las cifras negras durante el 2023.


Solo los grandes líderes superan sus momentos difíciles y a esto le apuesta la legendaria “The Boeing Company”


#Artículos