ARTÍCULOS

  • Fernando Hernández Q.

Neuralink, ¿sabes que es?


Es el nombre de una compañía fundada en 2016, con sede en San Francisco; pero también el nombre de un proyecto, consistente en integrar la tecnología con el cerebro humano y lograr con esto mejorar la especie al mejorar sus capacidades cognitivas. Su dueño es Elon Musk. Suena fantástico ¿verdad? Miremos de que se trata.


Esta empresa está dedicada a la neuro tecnología, ciencia que estudia las formas físicas en que la tecnología puede interactuar con el cerebro apoyada en modelos neurales o de computación biológica. Esto no es nada distinto a crear tecnología con capacidad para interactuar directamente con el cerebro humano. Esta interacción es nueva y al parecer no existen aún productos tecnológicos que la apliquen en la actualidad. Pero si se están estudiando todas las aplicaciones que podría tener. ¿Se imaginan el potencial de desarrollo?


Musk a través de su empresa Neuralink ha mostrado un alto interés en el transhumanismo y cómo mejorar la especie humano con el desarrollo tecnológico. Musk afirmó: "El avance de la Inteligencia Artificial puede dejar al ser humano atrás e incluso en un escenario en el que las cosas vayan bien, tener una inteligencia artificial tan inteligente nos dejaría como una mascota. Puede que la mejor solución sea una capa de inteligencia artificial sobre la corteza cerebral que funcione de forma simbiótica con el ser humano"


La propuesta ha planteado un término llamado “encaje neural”, consistente en una diminuta malla digital, a ser instalada por encima de la corteza cerebral, mediante un implante. Una vez realizado, se conectaría la malla y el cerebro con un Interfaz de comunicación, permitiendo que ambos interactúen directamente.


El resultado de esta integración de tecnología - cerebro humano, se espera aumente las capacidades del cerebro para que con solo pensarlo pueda manipular equipos, cargar o descargar información del cerebro, desarrollando capacidades cognitivas que hoy no poseemos. Esto contribuiría a un mayor desarrollo de la especie humana, en múltiples contextos.


La aplicación de esta nueva frontera tecnológica podría traer aplicaciones para el tratamiento de la parálisis cerebral, trastornos neurodegenerativos como el Parkinson, etc. Las pruebas con animales han sido exitosas y permiten prever grandes avances.


Otra aplicación de la que se habla es que la telepatía se convertiría en una realidad a futuro. Ya podríamos comunicarnos con los pensamientos. Lo que hoy se ve en las películas será realidad en un futuro no muy lejano.


Se imaginan el potencial de este nuevo frente tecnológico en la salud, los negocios, las comunicaciones, aplicaciones militares. En fin, múltiples desarrollos vienen y el olfato de Musk para los negocios lo sabe, pero no está solo, otras empresas y organizaciones están avanzando en esta tecnológica y él también lo sabe.


#Artículos